Master Chef y el solomillo Wellington


El otro día viendo MasterChef, viendo cómo sufrían los concursantes se me ocurrió: ¿qué pasaría si probamos a hacer las recetas que están haciendo en MasterChef,  será tan complicado, tendremos que tirar algunos platos, estarán impresentables como dicen el gran jurado…?

He de reconocer que al principio tuve mis reticencias con MasterChef, sobre todo con  lo rígido que es el formato, pero que quieren que les diga me he tragado hasta el último episodio de Pesadilla en la cocina versión americana… la del Chef Ramsey  que es bastante mala, otra cosa es la de Chicote!!! como no me voy a enganchar a Masterchef.

Viendo como sufrían para hacer el solomillo Wellington, pensé hacer la prueba, simularla, contando el tiempo y con la presión de no saber si saldrá bien. Claro en casa no hay 3.000.000 millones de espectadores y es más pequeña que el estudio de grabación.

Para empezar el solomillo Wellington es más complicado de lo que parece. Todo parece más fácil de lo que luego es, anda que no he acertado palabras del  rosco de Pasapalabra… pero hacerlo allí con la presión del momento es distinto. Además, me quité las patatas, a cambio corté un pedazo de tomate que estaba estupendo.

He cogido la receta que hicieron ellos en el programa:

Solomillo Wellington Ingredientes (Para 4 personas)

 

1 Solomillo de ternera

Mostaza antigua

Sal,  pimienta y aceite de oliva

 

Para la farsa (el relleno entre la carne y el hojaldre)

500 gr. Setas

2 cucharas de foie.

4 chalotas.

1 chorrito de palo cortado.

 

Para montarlo

Lonchas bacon o tocino ibérico.

Una lámina de Hojaldre

1 Huevo.

Preparación

 

Aquí tenéis los ingredientes:

Ingredientes Solomillos Wellington

 

 

Para la carne

Salpimentar la carne. Luego Calentar aceite de oliva para sellar la carne.  Untar mostaza en  la carne y dejar reposar 10 min.

Solomillo Wellington-sellado

 

Para la farsa

La farrrrrrrrrrrrrrsa está buenísima. Cortar y dorar las chalotas, triturar y añadir las setas, cuando estén hechas poner un poco de “palo cortao”. Añadir un par de cucharadas de foie.  El “palo cortao” es un inventazo, yo no conseguí pero le puse un poco de oloroso, impresionante.

Para montarlo

Extender el papel film y las lonchas de bacon,  poner la farsa y luego la carne en el centro y enrollar. Reservarlo en la nevera 20 minutos. Precalentamos el horno a 190 ºC.

 

Solomillo Wellington-farsa

 

El rulo con las lonchas de bacon o panceta iberica

 

 

Solomillo Wellington-enrollado3

Por último extender el hojaldre y colocar la carne para enrollar. Esto fue lo más complicado… ¡Cómo me acordaba de los concursantes! Para adentro, al horno.

 

Solomillo Wellington-enrollado2

 

La tensión de ver si se dora o no se dora el hojaldre y si está bien hecha la carne o no,  es la leche, no me quiero ni imaginar lo que tiene que ser estar en allí en el concurso. Claro que ellos tenían que cocinar en mi casa o hacer una paella rodeado de la familia.

 

Solomillo Wellington-en la mesa

Solomillo Wellington-en la mesa

 

El jurado,  (María y yo) nos gustó pero tampoco para tirar cohetes, eso sí no nos eliminamos ni de coña!!!

 

Solomillo Wellington-cortefinal

 

Bueno, después de la experiencia, conclusiones:

  • MasterChef mola.
  • Cada vez lo ve más gente aunque no ha llegado a reventar como otros concursos tipo Gran Hermano u Operación Triunfo. En Francia me dice mi gran amigo Miguel que es un éxito bestial.
  • Los concursantes demuestran que son unos cracks, están dándolo todo y cada día mejoran.
  • La cocina en España es más lúdica,  creo que en buena parte del éxito del programa es que hay una afición bestial en todo lo referente a la gastronomía pero lo hacemos más para disfrute de la gente, no en modo competitivo como sale en el concurso.
  • El jurado, es el punto que menos me gusta pero es que son cocineros no actores.

En fin,  es curioso como nos gusta hablar de la televisión de lo que hemos visto el día anterior, al final como el fútbol, todos tenemos un entrenador o jugador dentro, en este caso un concursante de TV, en cierta forma, es parte de nosotros como nuestro equipo de fútbol.

En el programa de esta semana han hecho cocas, no me atrevo a hacerlas después de todas las que hemos comido en Castellón en los cumpleaños de la abuela, soy incapaz de hacerlas. Espero que os animéis a ver Master Chef, luego criticarlo y si os atrevéis a hacer las recetas.

¡¡¡Besos y abrazos!!!

Eduardo

Redactor Jefe a Tiempo parcial de CocinaHoy (revista de gastronomía post moderna y alegre)

Anuncios